domingo, 24 de junio de 2012

La prueba del vecino

Una amiga me ha regalado un libro.
Estaba echándole un vistazo y me ha llamado la atención un párrafo titulado "La prueba del vecino".
Copio algunos fragmentos:

"Imaginen que todos en casa se están peleando: rencillas, gritos, exabruptos, reproches, prisas y tensión invaden la casa. Alguien llama a la puerta. Es el vecino. Cuando entra en casa, todos se calman de repente. Nada es demasiado bueno para el vecino: los miembros de la familia son de repente increíblemente civilizados y atentos. Todos están encantados y se lo pasan bien.
Cuando el vecino se marcha pueden ocurrir dos cosas: que todos empiecen de nuevo a pelearse o que cada cual retome sus actividades sin más...

... ¿Es usted capaz de comportarse con sus hijos y su pareja durante un día entero como si un vecino lo estuviese escuchando todo el tiempo? ¿No decir nada a su hijo o pareja que el vecino no pudiese escuchar? Muchos padres confiesan que les resulta muy difícil. Y yo les digo que cuando consigan hacerlo durante todo un día, tienen que intentar hacerlo durante un día todas las semanas. Las personas necesitan este día semanal para encontrar de nuevo su equilibrio emocional,  para que les hablemos de forma más respetuosa y cariñosa, sin esos pequeños insultos y palabras de desaliento que utilizamos a diario."

Pues resulta que no es necesario imaginar esa escena ni hacer ninguna prueba, porque realmente sí hay Alguien que nos escucha todo el tiempo: Allah (alabado y ensalzado sea).
Él no viene a nuestra casa un sólo día todas las semanas, está a nuestro lado siempre. Todo lo ve y todo lo escucha.
Si nos esforzamos tanto en guardar las apariencias y agradar a un vecino que pudiera presentarse en nuestra casa, ¿por qué no esforzarnos mucho más ante nuestro Creador que nos acompaña siempre y ante Quien tendremos que rendir cuentas?
Pensémoslo antes de decir una mala palabra o tener un gesto feo con otra persona y seamos respetuosas con las personas de nuestra familia (en general con todas las personas).

Quien está a la espera del encuentro con Allah... El plazo de Allah llegará y Él es Quien oye y Quien sabe. (Corán 29:5)


6 comentarios:

  1. Qué cierto lo que dices, si viviéramos cada día sabiendo que alguien puede ver todo lo que hacemos o pensamos, viviríamos d otra forma. Quizá por eso, los que tenemos fe, veamos la vida de otra manera.
    Buena reflexión, gracias por compartirla.
    Una abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me agrada mucho tenerte por aquí ya que es un "rinconcito" bastante íntimo y especial para mí. Y comprobar como lo que nos une es mucho más que lo que nos separa.
      Yo procuro no olvidar que Dios está conmigo y ve todo lo que hago, y quienes lo creemos así nos esforzamos en ser un poco mejores personas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Que bonito Maribel, gracias a ti.
    Me encanta poder compartir contigo este gran libro, que promete....
    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Sabes lo que más me gusta que calquier cosa que aprendemos utilizarla en beneficio nuestro con la religión y recordando a Allah. Besos. Y.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese es uno de los mejores consejos.
      Besos

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...